Consejos para mi refaccionaria

9 consejos para comprar refacciones automotrices para refaccionarias

9 consejos para comprar refacciones automotrices para refaccionarias
Grupo Morsa de México

Si cuentas con una refaccionaria es natural que solo busques las de mejor calidad y una amplia variedad de opciones… aunque esto puede llegar a ser todo un reto, debido a la gran cantidad de marcas que existen, la fluctuación de la calidad de las piezas y la demanda del mercado, que cambia constantemente.

Por eso te daremos consejos para que consigas refacciones automotrices para tu refaccionaria y asegures la satisfacción de tus clientes y el crecimiento de tu negocio.

1.     Estudia tu mercado, la ubicación y a tus clientes

Esto es importante ya que, según dónde se encuentre tu refaccionaria, los productos más demandados pueden cambiar considerablemente en tu área. Investiga qué autos son los más comunes por el lugar y cuáles son las refacciones que más se desgastan o dañan por el rumbo.

De esta forma podrás adaptar y comprar correctamente las refacciones que más necesitarás, maximizando tus ventas y minimizando el inventario muerto.

2.     Elige bien a tu proveedor

Este punto es esencial, ya que unidos formarán una alianza que puede durar mucho tiempo y será la base para que el negocio alcance sus metas de ventas.

El proveedor debe ser capaz de ofrecer productos de la más alta calidad, tener consistencia en sus entregas, contar con gran variedad de una sola refacción y piezas, etc. Es buena idea visitar sus páginas y redes sociales para conocer puntos de vista de otros compradores y conocer qué tan satisfechos están con el servicio que se les ofrece.

3.     Verifica los estándares de calidad de las refacciones

La calidad de lo que vendes afecta directamente a la reputación de tu refaccionaria, así que es por este motivo que debes asegurarte de que los productos cumplan con los estándares de calidad y que no estás obteniendo imitaciones o productos de la más baja calidad.

Puedes pedir muestras antes de realizar pedidos grandes, además de que es buena idea visitar las instalaciones o bodegas del proveedor que elijas.

4.     Recuerda mantener un equilibrio entre OEM y piezas alternativas

Las piezas OEM (Original Equipment Manufacturer) son las preferidas por muchos, ya que cuentan con garantía de ajuste y correcto funcionamiento, así que estas no deben faltar nunca en tu refaccionaria.

Sin embargo, las piezas alternativas también ofrecen, en ciertos casos, un margen de ganancia mayor, y son opciones buenas para los clientes que tienen un presupuesto más ajustado.

Contar con ambas opciones hablará de una refaccionaria que tiene un gran inventario y siempre opciones ajustadas a sus clientes. Siempre tienen opciones para cada tipo de problemas y eso mejorará su reputación ampliamente.

5.     Apóyate de la tecnología

Implementar sistemas de gestión para tus inventarios te ayudará a mantener un seguimiento preciso de con qué refacciones cuentas, cuáles se necesitan reponer y qué productos son los que no se están vendiendo.

Gracias a esto puedes mejorar de forma significativa la eficiencia de tus operaciones, reduciendo, a su vez, los errores humanos que a veces no podemos evitar.

6.     Capacita a tus colaboradores

Si tu equipo está capacitado y bien informado sobre las refacciones que ofreces, con ventajas y especificaciones de cada una, puedes mejorar tus ventas como no tienes idea.

También serán capaces de asesorar correctamente a los clientes, mejorando su satisfacción, las ventas y hasta puedes lograr fidelizarlos.

7.     Comprende perfectamente las garantías y políticas de devolución

Es importante entender muy bien este punto, sobre todo las de tu proveedor y de las que ofrecerás a tus clientes en tu refaccionaria. Con esto podrás evitar malentendidos, problemas legales y pérdida de clientes.

Por otro lado, será un punto de venta clave para tus clientes que se preocupan por la calidad y la durabilidad de sus refacciones o piezas.

8.     Lleva a cabo ajustes regulares

Es importante que analices cómo se venden las refacciones, para ajustar tus estrategias y pedidos, según sea necesario.

Siempre escucha las opiniones de tus clientes y adapta tu inventario cada que sea necesario, según tus prácticas comerciales, basándote en los comportamientos de compra y la retroalimentación.

9.     Innovación y tendencias

El mercado automotriz siempre se encuentra bajo constante evolución, así que es muy importante mantenerte actualizado sobre las nuevas tecnologías que llegan, las tendencias del mercado y conocer más sobre vehículos eléctricos o híbridos, que están aumentando su popularidad.

Adaptarte a los cambios constantes del mercado automotriz puede ofrecerte una ventaja competitiva significativa y bastante positiva.

Artículos relacionados

+  ir al blog
whatsapp iconowhatsapp icono